Comienza el 2021 y, si bien parece que todavía vamos a tener pandemia y restricciones por mucho tiempo más, es verdad que se aprecia una lenta recuperación de la actividad comercial. Dependiendo el grado de ésta a la mayor o menor quita de restricciones que sufre el sector involucrado, siguen siendo los vinculados al turismo, la gastronomía, espectáculos y eventos, los más afectados. Por esta razón, desde las entidades que representan a las micro, pequeñas y medianas empresas, seguimos proponiendo y reclamando distintas medidas de carácter financiero y fiscal para nuestro sector que ya venía muy golpeado por la recesión que comenzó a profundizarse a partir de mediados del 2017 y que, a partir del establecimiento de la cuarentena llevó al cierre definitivo a una gran cantidad de comercios y empresas de distintos rubros. Mientras, otras tantas, de no instrumentarse prontamente las medidas de ayuda necesarias, seguirán el mismo camino, agravando la situación general con más desempleo y pobreza.

Como ampliamos en el cuerpo principal, con el comienzo del año entró en vigencia una nueva rebaja en las comisiones que pagan los comercios por las ventas con tarjetas de débito y crédito. Queremos recordar que la medida es fruto del trabajo conjunto de Cámaras de todo el país, nucleadas en la CAME, que luego de una intensa gestión llevada adelante por la Cámara de San Miguel, decidieron acompañarnos en el reclamo. Esto resultó en un proyecto de ley patrocinado por CAME que obtuvo media sanción por parte del Senado Nacional y que luego del tratamiento en Cámara de Diputados, derivó en una negociación con el organismo que nuclea a las entidades emisoras de tarjetas ATACIC, fijándose en la misma un cronograma de bajas progresivas de las comisiones. Gracias a esto, miles de millones de pesos al año -que antes quedaban en el sector financiero-, vuelven al circuito comercial y productivo.

Nuevamente observamos la importancia de trabajar juntos y unidos en defensa de intereses comunes, demostrando que el interés de las pymes es el mismo que el de los pueblos y ciudades donde éstas se establecen y desarrollan, generando empleo y recursos.